• Sepa siempre lo que su hijo está haciendo en el computador, pregúntele.
  • Tenga el computador con conexión a Internet situado en una habitación donde suela haber gente, como el cuarto de estar, etc, (excusa : “así pueden utilizarlo todos los miembros de la casa sin molestarse en sus respectivas habitaciones”). No lo tenga en el cuarto del niño o del adolescente, donde usted puede no saber qué está haciendo. Si su hijo va a cabinas de internet, vaya usted con él, no lo envíe solo.
  • Vigile el tiempo que pasa conectado. Establezca tiempos
  • Limite el acceso a áreas específicas con los programas protectores.
  • Si son pequeños no les permita entrar en los chats, o canales de conversación, sin estar un adulto presente.
  • Lea los mensajes que reciban sus hijos provenientes de desconocidos. Tenga una lista de las direcciones de correo electrónico de los amigos de sus hijos para no leerlas.
  • No contrate servicios de acceso a internet a empresas que le den una dirección IP fija, porque esto haría sencillo localizar a sus hijos cuando están navegando y averiguar su identidad. Pida que la dirección IP no sea fija.
  • Navegue con sus hijos: enséñeles usted mismo a utilizar la Internet. También adviértales de los peligros que pueden encontrar.
  • Preseleccione como página de inicio una que ofrezca contenidos aptos para niños.
  • Busque y guarde en Favoritos muchos sitios, organizándolos en carpetas de acuerdo a los intereses de sus hijos: deportes, música, dibujos animados, Webs para hacer sus tareas. Aconséjelos a usar esos y sólo esos, al menos cuando usted no esté en casa.
  • Deles la confianza para que, ante cualquier duda, le consulten a usted. No los castigue ni maltrate si han visitado sitios inapropiados, sólo adviértales.
  • Enséñeles a jamás entregar datos a través de Internet. Si quieren participar en algún Web donde se los soliciten, que esperen su llegada al hogar. No es mala idea que se construyan un “nombre ficticio” que utilicen para la navegación por Internet. La mayoría de los sitios importantes poseen una sección de Políticas de Privacidad o Normativa de Confidencialidad, donde usted se podrá informar sobre el uso que se dará a los datos que soliciten.
  • Enséñeles normas básicas para participar en los chats u otro tipo de conversaciones en línea: jamás entregar datos personales, como el nombre, la dirección o el teléfono, el colegio al que va o los nombres de los familiares, lugares donde realiza actividades, no aceptar groserías ni comentarios que molesten, nunca escribir aquello que no se atrevería a decir personalmente.
  • Coloque filtros en su computador, que impidan que sus hijos puedan acceder a páginas inadecuadas
  • Anuncios